Publicado el Deja un comentario

Así convertí mi velo de novia en un dosel para cuna

dosel para cuna

En este post te enseño cómo convertí mi velo de novia en un dosel para la cuna de mi bebé.

A muchas mujeres nos haría ilusión que una hija nuestra reutilizara nuestro vestido de novia cuando se casase. La realidad es que eso acaba ocurriendo en pocas ocasiones ya que las modas pasan y lo que en tu boda te parecía lo más, puede resultar desfasado cuando llegue el turno de tu hija, o simplemente que tenga otros gustos.

Es por ello que he querido darle otro uso, para empezar, al velo. En concreto, he convertido mi velo de novia en un dosel para cuna.

Materiales para hacer un dosel para cuna

Si quieres hacer un dosel para cuna o minicuna necesitarás los siguientes materiales:

  • La tela que quieres que forme el dosel. En mi caso, mi velo de novia, que era de tul.
  • Imperdibles.
  • Máquina de coser e hilo del color de la tela.
  • Tijeras
  • Y por supuesto, una cuna con mástil para poder colocar un dosel. La mía la compré en Mon Petit Nicolás.

Cómo hacer un dosel para cuna

dosel para cuna

Aunque en el vídeo superior puedes ver cómo hacer el dosel, aquí te explico brevemente los pasos a seguir:

  1. Colocar el velo sobre el mástil para ver cómo quieres que quede finalmente. Ten en cuenta que la tela no esté torcida y respeta la caída de la misma.
  2. Marcar con imperdibles. Señala por donde coserás a continuación para fijar el dosel al mástil. Deja el suficiente espacio como para poder ponerlo y quitarlo, pero que tampoco quede demasiado ancho.
  3. Retira el velo con cuidado. Si la cuna es de madera o de bambú, como en mi caso, puede haber pequeñas astillas que se enganchen con la tela.
  4. Coser por donde hemos marcado para hacer el hueco para el mástil. Según la caída que quieres que tenga el dosel, puedes ir frunciendo un poco la tela a medida que coses, de esta forma tendrá más vuelo.
  5. Retirar los imperdibles si no lo has hecho mientras cosías.
  6. Volver a colocar el velo en el mástil. Asegúrate de que queda como quieres para pasar al siguiente paso.
  7. Cortar la parte de la tela que arrastra, la parte más difícil y delicada. Puedes cortar a ras y luego repasar para que quede recto.

Y, ¡ya tienes tu dosel para cuna!

Si quieres ver más manualidades para bebés, te recomiendo este post donde te cuento cómo hacer una chichonera o protector de cuna.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.