Estantería de madera para dar un toque rústico a tu cocina

En este post te cuento cómo hemos hecho una estantería de madera para la cocina para darle un toque más natural y rústico, con pocos materiales y a un precio muy bajo.

Si hay algo en lo que he tenido tiempo para pensar durante la cuarentena, ha sido en la decoración y en la organización de la casa. Es la consecuencia de pasarse 24 horas al día bajo el mismo techo.

De hecho, si veis mi tablero de cocinas de Pinterest, veréis que durante estos largos días he desarrollado una pequeña obsesión con este tipo de estanterías de madera rústica con escuadras de metal a la vista. Así que finalmente, tras encontrar unos tablones que me gustaban y estuvieran bien de precio, me decidí a hacer unas en casa.

Si te interesa hacerla a ti también, a continuación, te cuento los materiales que necesitarás y los pasos a seguir:

Materiales para hacer la estantería de madera

estantería de madera

  • Baldas de madera sin tratar o rústica. Las nuestras las compramos en Leroy Merlin, de un tamaño de 80×25.
  • Si quieres hacerle algún tratamiento a la madera, lija, tratamiento y brochas.
  • Escuadras de metal, nosotros las compramos en Amazon.
  • Tornillos y tacos.
  • Metro.
  • Lápiz para marcar en la pared.
  • Taladro y destornillador.
  • Nivelador.

Pasos para hacer tu propia estantería de madera

Para empezar, nuestro primer paso fue preparar la madera con la lija. En nuestro caso, como queríamos darle un toque más oscuro y rústico a la estantería de madera, decidimos probar dos tratamientos que teníamos por casa.

estantería de madera

Finalmente, nos quedamos con la cera de acabado para muebles de Xylazel que compramos en Leroy Merlín y que aplicamos con ayuda de un trapo y una brocha.

estantería de madera

Tras aplicar en las dos baldas, dejamos secar 10 minutos y volvimos a dar con el trapo para sacar su brillo final.

estantería de madera

Después, anclamos las escuadras a la madera con los tornillos que traía y con un destornillador, que colocamos a 7 cm de la esquina.

estantería de madera

El siguiente paso fue medir la pared, para ver dónde queríamos colocar las baldas exactamente y a que distancia entre sí. Como las pusimos al lado de la mesa de la cocina, tuvimos cuidado en que no coincidiera con la altura de la cabeza, para evitar golpes accidentales.

Hicimos las marcas en la pared con el lápiz viendo dónde queríamos que fueran e hicimos los agujeros con el taladro. Nos ayudamos del nivelador para comprobar que las estanterías quedasen completamente rectas.

estantería de madera

Después colocamos los tacos, donde irían los tornillos para sujetar las baldas de manera segura.

estantería de madera

Colocamos las baldas y apretamos los tornillos, y este fue el resultado final de la estantería de madera rústica, listo para colocar las cosas en las baldas.

estantería de madera

Ahora la cocina ha quedado mucho más acogedora e incluso más amplia. Además hemos liberado hueco en los armarios que podremos utilizar para otras cosas.

Si quieres ver más ideas de orden y decoración, haz click aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.